¿Tercera edad? ¿Adulto mayor? PDF Imprimir E-mail
Especiales - Convivencia
Viernes, 04 de Mayo de 2012 07:22

¿Tercera edad? ¿Adulto mayor?Acabo de arribar a las seis décadas y media de vida y todavía no tengo plena conciencia de hallarme en lo que, con sobrada razón, los especialistas catalogan como tercera edad. ¿Existirá la cuarta?

Infarto aparte, a lo que se añaden otros achaques propios del “alma”, al margen de lógicas e inseparables nostalgias, conservo todavía el buen humor, soy capaz de hacer chistes y, en general, la memoria me acompaña. Aunque comparto con García Márquez: “La vida no es la que uno vivió, sino la que uno recuerda y cómo, para contarla”.

En medio de las disquisiciones propias de este día que suelen calificar de “señalado” -en Facebook se arremolinan los amigos para ofrecerte “felicitaciones”, o desearte “lo mejor de la vida” y hasta que “vivas el doble”…

Ironías del destino, porque llegar a 130 resulta casi quimérico y pienso en lo dicho con razón e ironía por cierto amigo quien avanza hacia los 95: “Mejor que te deseen llegar a los cien. Resulta más real y menos engorroso, al menos para mi... Imagínate duplicar mi edad”.

Me consuelo, en tanto paliativo contra las pastillas, ver por la tele cómo Pedrito Calvo llegó a los 70 hace algunos días y, a pesar de su veintena de vástagos, el negro está entero “y cocinando”: corre, hace ejercicios y, enmascaramiento con afeites del bigotón aparte, luce muy bien.

También reconforta leer cierta información que, bajo el título de “Celebrado Campeonato Internacional Máster de Natación Ramón Cordovés en la playa de Varadero”, recibí hace algunos días vía email redactada por la colega -ya jubilada- Lourdes María Serra Otero.

En la lid, reporta Lourdes, el Club Juventud Acumulada se alzó con el primer lugar al computar mil 374 puntos. Allí se hicieron al agua 180 tritones de 16 cenáculos, en este caso de amantes a las brazadas, provenientes de seis países: Cuba. Venezuela, Perú, Chile, México e Italia.

Lo curioso de la información es lo que sigue: “Los delfines y ondinas del Club Juventud Acumulada, consideran la natación como uno de los deportes más completos porque proporciona salud”. Nadie lo dude, a juzgar por los competidores: José Ponce de León, 93 años; Consuelo Pardiñas (88); Eugenio Posada (87); Gustavo González (85) y Marta Benítez (82).

La justa este año adoptó el nombre de Ramón Cordovés en homenaje al nadador más longevo de Cuba, quien se hizo al agua hasta los 96 años (falleció en 2011) y fue doble campeón del mundo.

Ahora en mayo, los días 19 y 20, en el Círculo Social Otto Parellada, se realizará la exhibición del deporte de las piletas y el programa abarcará desde la infancia hasta los adultos mayores que practican la disciplina.

Ahí me detengo. ¿Por fin, tercera edad, adulto mayor? ¿Cuál es el límite etáreo para clasificar en alguno de los bandos? También se registra el llamado club de los 120… Entre tantas opciones, confieso, no sé con cuál quedarme, consciente de que nuestra sociedad marcha aceleradamente hacia el envejecimiento, sin vislumbrarse “el relevo” a corto plazo.

Por el momento, en el respeto a todo lo que apuesta por incrementar la calidad de la vida, reparo en el amigo de los casi 95 mencionado, quien ha desandado por el mundo bastante alejado de cualquier entorno deportivo. Es genética pura.

Tampoco me gusta mencionarlo, por aquello de lo filial y cercano, pero lo creo justo. Mi madre, luchadora incansable de toda la vida, parió dos hijos (a mi hermana a los 44 años sin los recursos médicos del presente) y va camino de los 96 en septiembre, posee plena lucidez y memoria envidiables. Sus deportes: el trabajo y el hogar.

Soy consciente de que no llegaré nunca tan distante y, por lo pronto, trato de no incluirme en alguna de las categorías establecidas, aunque la ciencia, los controles médicos y las encuestas, sí lo hagan.

Trataré de mantener el buen humor, de cuidar la salud en el límite de lo permisible y, al menos en la profesión que desempeño, no cejaré en el obcecado vicio de garrapatear cuartillas: es mi pista de carrera. (Por Marcos Alfonso / AIN)

 

Escribir un comentario

Reglas
1- No ofender, escribir frases obscenas ni malas palabras.
2- Respetar las opiniones de los demás.
3- Trate de escribir con buena ortografía, nuestro idioma es muy rico y frases mal escritas pueden ser mal interpretadas.


Ciudad 500

Ciudad 500  Televisión Camagüey

Videos de Televisión Camagüey